martes, 24 de mayo de 2011

Sin revolución el sistema educativo está muerto.

Trabajo en un IES unas horas a la semana.

El grupo con el que estoy pertenece a un programa específico: forman parte de ese perfil de alumno que suspende siete asignaturas de media, son de forma habitual inconstantes, en ocasiones disruptivos, cuentan entre sus proezas con un amplio historial de "partes" en aula y líderes en expulsiones del IES ...

Salvados los primeros meses de adaptación, he comprobado con gusto que son hábiles, permeables al cambio, sociables, divertidos y sobre todo muy inteligentes.

Como todo hijo de vecino tienen sus días buenos y sus días malos...

Ellos han superado con creces mis expectativas, han crecido como grupo, han aprendido a comunicarse con sus compañeros y conmigo (y al revés), han sido constantes y han venido a mis clases de inglés por la tarde... todo un logro ¡venir unas horas extras a clase y por la tarde!! unos alumnos que destacan por su gran absentismo en clase. Se han interesado por la asignatura, han traído dudas de palabras que le interesaba saber en inglés... 

La experiencia ha sido extraordinaria... pero no volverá a repetirse porque el próximo año no hay dinero para este tipo de proyectos ... no se puede ... Y siento que el trabajo de dos años, se queda a medias, pero eso es un sentimiento personal más o menos superable a largo plazo, sin embargo, tengo un sentimiento de frustración que trasciende mi ego profesional y es la sensación de estar perdiendo grandes cabezas pensantes en el camino.

No logro entender por qué alumnos como los míos, entre los que hay individuos realmente inteligentes, se quedan en el camino, cómo es posible que la desmotivación les atrape de tal manera que dejen de ir a clase, que "pasen" de todo y de todos... Y vale, si entramos a valorar los demás agentes y entorno de los alumnos, podríamos encontrar con toda seguridad el punto de partida, las causas y la justificación de consecuencias a este desastre educativo que se masca cada vez más desde edades más tempranas. Y mira, que no hablo solo de resultados académicos, hablo de una infancia y juventud motivada hacia el aprendizaje... pero ¿qué aprendizaje? porque ¡vaya tela! que estamos en plena era digital y todavía explicamos en pizarra de tiza... Pero bueno, tampoco mi alegato va dirigido a reivindicar recursos materiales... que sí ayudarían muchísimo (hablo de los centros públicos, por supuesto) ... sino de disponer de recursos humanos, de profesionales dispuestos a revolucionar los espacios educativos, la educación, la perspectiva... de gente capaz de reenganchar a nuestros jóvenes al carro... y que se sientan útiles, que se vean capaces de hacer las cosas bien, que sepan que les necesitamos activos... que NOS necesitamos, que somos un grupo, que ellos SON la generación siguiente!!!

Y como no hay CASUALIDADES sino CAUSALIDADES, no creo que sea casualidad que estemos como estamos... que mucho me temo, que como la escuela no pueda ofrecer más de lo que se pueda aprender en otros medios... estamos en las últimas... a no ser que...

Aquí os dejo un enlace interesante ... por supuesto ... Punset.

10 comentarios:

Papalobo dijo...

Suscribo lo que dices. Tampoco entiendo lo que pasa con la educación. No creo que sea tan complicado encontrar un sistema que funcione (creo que hay muchos paises con sistemas educativos sobradamente probados y con grandes resultados). Sólo me queda pensar que la educación vuelve a ser cosa de unos pocos privilegiados, que el resto sólo serán mano de obra barata y fácil de manejar. Es decir, una panda de borregos que no molestan mientras les pongas Salsa Rosa en la tele!

En fin, cada día me entran más ganas de coger la maleta...

Ciudadana Coja dijo...

No, no, Lobo, no cojas la maleta...que al menos tú aúllas y algunos despiertan con el ruido... mientras haya algo que decir, nos quedamos no???

Superwoman dijo...

Creo que para aplicar esfuerzo hay que ver una salida al otro lado del tunel y ese es el fallo que le veo a nuestro pais... pero claro, yo soy de las que cogi la maleta y no he vuelto a echar la vista atras, que eso es tambien para sentirse culpable.
Un supersaludo

Carola Gomez dijo...

Sí y no. Estoy de acuerdo en que debe haber una revolución (no solo en el sistema educativo). Pero creo que no solo hacen falta medios materiales y tecnología. El arte de enseñar, de estimular las mentes, eso no está en la tecnología, está en las personas (maestros y padres) y no todos lo tienen.
Y no hace falta una pizarra digital para hacer un reloj de sol, ni hace falta que todos tengan ordenadores en clase o en casa para animarlos a ir a una biblioteca a realizar búsquedas de algún tema y que no se limiten a copypastear.
Imaginación y entrega.

Isobel dijo...

Hola,

Yo también soy profesora, y pienso lo mismo. Y lo peor es que no parece que ningún partido político tenga intención de mejorar la situación.

Quizás los profesores deberíamos iniciar nuestro particular 15M.

Holiday dijo...

Ayyyyyy,qué vieya me haces ser con estos posts,mi querida alterego!!!!
Salvando la distancia de que yo trabajo en una academia privada=los padres pagan por que enseñemos a sus hijos y la media de 7 suspensos habituales se dá en muy pocos perfiles....dicha academia se encuentra en un barrio de currantes donde también convive gente de otros estátus aunque su nivel cultural es parecido al de los currantes....
explicado todo esto,me llevo encontrando con almas de ese calibre durante los últimos seis o siete años y créeme:no somos profetas ni mesías,somos profes...profes de otro tipo,diferentes a los que seguramente tienen en sus centros (profes con sueldo fijo;) y que trabjamos cheak to cheak con ellos,en grupos muy pequeños donde lo dificil es no llegar a conocerlos bien.
Enseña inglés,my dear,enséñalo lo mejor que sepas y da buenos consejos,pero ojo con implicarte y ojo con querer salvarlos...el resultado es ingrato,lo mires por donde lo mires.

(El Club de los poetas Muertos...te suena no??)

Ciudadana Coja dijo...

Hola SW, encantada de que siempre te pases por aquí, tu perspectiva de la situación es muy valiosa sobre todo porque la ves desde fuera e imagino que estarás acostumbrada a otros modelos educativos.
Carola ¡bienvenida!, efectivamente, estoy perfectamente de acuerdo contigo, son mucho más valiosos los medios humanos que los materiales, siempre he creido en eso, pero también es cierto y estarás de acuerdo conmigo que la infraestructura educativa debería renovarse... y ya no hablo de pizarras digitales sino de un entorno "menos carcelario".
Isobel, bienvenida a ti también... estoy contigo y no creas que no lo he pensado yo también... educación real (y realista) ya :)

Ciudadana Coja dijo...

Ey! mi querida, queridísima Rose :) hemos escrito a la vez... (realmente hay una vida parelela)
Ay! el club de los poetas muertos... ¡qué recuerdos! tienes razón, pero aunque el sabor de la educación es agridulce... prefiero recordar siempre el dulzor del trabajo bien hecho, aunque solo sean pocos los días buenos ;) Lots of love and kisses my dear!!!

Melisa dijo...

Qué buen post y qué buena pregunta...

Isa (im-perfecta y buenrollera) dijo...

No puedo estar más de acuerdo contigo, CC... para variar (jejeje)

¡qué hartura de todo, Dios mío! La educación y la sanidad bajo mínimos mientras el dinero que no tenemos -porque estamos en crisis- se gasta en subvenciones a Amiguetes, S.A.

El control del dinero público debería ser un hecho ya.