martes, 21 de febrero de 2012

Dieta para una embarazada.

Jueves, 16 de febrero de 2012, 17.15 horas. Lugar: Ambulatorio. Especialidad a visitar: Tocoginecología.
Quien espera desespera: y es que ha pasado una hora y cuarto desde que tenía cita. Sale la enfermera y llama a tres personas, yo soy la tercera afortunada (me hago pis cada dos por tres), el peque está ya tirándose por los suelos molestando al personal, la abuela del peque ya no puede hacer nada para contenerle... entra una... sale; entra la siguiente... también sale y ... entro (¡ya era hora!).
Resulta que "doña la tres pacientes antes que yo", se ha tirado 45 minutos en consulta y me entero ya frente a mi "SUPER GINECÓLOGA" que era SU sobrinísimo, que resulta que ha venido sin cita previa, pero que CLAAAAAAAAAAARO, ¿CÓMO NO VA A ATENDER A SU SOBRINO Y A SU MUJER DE 42 AÑOS QUE ESTÁ PREÑADA DE GEMELOS???? (sin cita previa, ¡cojon..do! Y yo apostando por la Sanidad Pública). Ea.. la especialista tiene prisa (rápido, rápido, rápido),  que va con una hora de retraso y nos está despachando a tod@s en un minuto (y estoy siendo generosa en mi apreciación). Literalmente, me arranca el historial de las manos y sin mirarme a la cara "manda" a la auxiliar que me tome la tensión y me pese; TENSIÓN: 10 / 6, por lo visto, eso está bien. PESO (no te quites nada: así con chaqueta, abrigo, botas...): 5 kg más ¿5 kg más que el mes pasado? ¿quéeeeeeeeeeee? ¿cóoooomooooo? ¿cuánndooooooo? No recuerdo haberme engullido a Moby Dick últimamente... ññññññññññffffffffffff. Y sin más dilación, me dice que me ponga a dieta, que ... en realidad no voy mal de peso porque perdí un kilo en el primer trimestre y que con los 5 kg de ahora hacen un total de 4 kg... que teniendo en cuenta ésto, voy bien de peso porque se supone que he engordado menos de 1 kilo al mes... pero claro, que con esta progresión no puedo continuar, que no puedo engordar 5 kg de golpe... patatín patatán: Su velocidad de crucero al expresarse, no me permitía dilucidar más que palabras "gorda", "peso" y "kilos". En dos segundos y de cabeza, me dijo que siguiese esta dieta:

MAÑANA: Buen vaso de leche desnatada con cacao y/o café soluble descafeinado y azúcar al gusto + dos tostas integrales con mantequilla (ojo al dato)
MEDIA MAÑANA: Dos piezas de fruta.
COMIDA: Buen plato de verduras y carne o pescado.
MERIENDA: Yogur desnatado.
CENA: Buen plato de ensalada con pescado (palabras suyas: da igual si rebozado o frito, al vapor o a la plancha)...
¿Per-do-na? si me pongo a comer todo eso, no engordaré 5 kg al mes, engordaré 50 kg. I promise!
¿Acaso no se dió cuenta de mi volumen abdominal? me ha crecido descomunalmente en este último mes!! ni siquiera me preguntó si he comido en exceso (respuesta negativa). Simplemente, he dejado de tener náuseas.
Y así me soltó por el mundo. En un minuto resolvió mis problemas de peso y aquí paz y después gloria. Snif, snif, snif.
Como soy una mami y por ende, mujer responsable, me preocupo por mi peso y por mi alimentación: No entiendo qué ha podido fallar (si es que algo ha fallado). ¿Quizá ese postre en fin de semana? ¿alguna celebración que no recuerde? ¿cambios metabólicos y hormonales? ¿el exceso de equipaje? No lo sé... quizá sí, quizá no...
Lo que tengo claro es lo que SÍ voy a hacer que es básicamente practicar algún tipo de deporte que me ayude a manterme en forma y quemar calorías sobrantes.
Y buscando, buscando, me meto en una web y en otra y otra y concluyo ésto:
Que por supuesto el ejercicio es sinónimo de salud. Y por supuestitísimo, que mantenerse en forma siempre ha sido importante y que es más importante aún durante el embarazo ya que el ejercicio moderado ayuda a fortalecer los músculos que usaré en el parto como los del abdomen, la pelvis y la parte baja de la espalda.

También el ejercicio durante el embarazo me ayudará a ganar menos peso y cuando finalmente tenga a mi nenita, volveré al peso que tenía antes de quedar embarazada en mucho menos tiempo del que me tomaría si no hubiese hecho nada durante los nueve meses.

¿Y qué ejercicios son esos que nos ayudan tanto?

Pues aquéllos que he practicado antes de quedar embarazada siempre que no sean extremos o tenga riesgos de caídas, aumento exagerado del ritmo cardiaco o disminuyan el riego sanguíneo al útero (abdominales, por ejemplo)... o tenga un embarazo del riesgo (no es el caso).
Yo me decanto por el pilates o la natación (o ambos).
En el pilates, tengo en mente algún que otro gimnasio que ofrece un tipo de programas solo para embarazadas en los que aprovechan los beneficios de esta técnica y además facilitan herramientas para fortalecer aquellas zonas que más sufren durante el embarazo y el parto.
Con la natación, o bien iré por libre, o también preguntaré en alguna pisci de la zona... a ver si "pesco" algún cursito de natación para premamás.
Estoy segura que todo ésto me ayudará a sentir mejor ¡viva el deporte! y así no tendré que recurrir a la "dieta" hipercalórica (digo bien, hiper) que me propone mi "SÚPER GINECÓLOGA".

¿Qué otros ejercicios o propuestas tenéis vosotr@s? admito las reales e imaginarias... ah! y la dieta del cucurucho, ya la practico (así que no me vale) jejeje.

6 comentarios:

Ana dijo...

Vaya, la del cucurucho es la que te iba a recomendar!!! Ja,ja,ja...

Ahora en serio, yo creo que Pilates es una buena opción. Yo lo practico y a mí me va de maravilla, y coincido con madres que se llevan a sus bebés recién nacidos (los dejan en una colchoneta, no es que los tengan a los pobres arriba y abajo) y todas hicieron pilates hasta bien avanzado el embarazo. Una de ellas se puso de parto según salía del gimnasio.. Así que digo yo que bueno será si han vuelto después de tener a sus peques...

Papalobo dijo...

que tal pasear y en la próxima visita a la gine entrar sin bolso, abrigo y botas? Bueno, mejor no tan drástico no vaya a ser que resulte que hayas adelgazado un par de kilos y te ponga una dieta a base de guisos de la abuela y gominolas!!

Superwoman dijo...

Yo no te deje un mensaje aqui ayer????

Ciudadana C dijo...

jeje. Que nooooo Ana, que la dieta del cucurucho noooooooooooooooooooo. jajajaja.
Papá Lobo, tienes razón, pasear es otra opción y quitarme más ropa, TAMBIÉN :) a eso me refería con lo de "exceso de equipaje".
SW, pues no sé qué ha podido pasar con tu comentario... no tengo moderación ... no sé, pero cuando te veas con ganas ME LO ESCRIBES POR FA POR FA POR FA?¿?

Holiday Mist dijo...

¡Amos anda!!!! pero que quiere que engordes 30 kg??? a ver luego quién empuja,je,jeeee...
De todas formas a veces la dieta consiste en comer más veces al día menos cantidades,no se qué decirte.
yo con mi enana engorde 12 kilos y después de parir perdí 5.
Los otros seis más dos más los perdí en seis meses,con la teta( y una depre post parto cojonuda:)

Animo,cariño!!! y lo de la pisci es maravilloso,relajante y mágico,sobre todo al final del embarazo,pero busca un curso/monitor donde te asesoren.

¡

Bebes dijo...

Hay muchos ejercicios que se pueden hacer durante el embarazo que incluso se cree que pueden beneficiar al bebe ademas de a la madre, obviamente ninguno que implique mucha fuerza claro