sábado, 18 de octubre de 2008

NO ES UNA JUGUETERÍA ¡ES LA HABITACIÓN DEL NENE!

De todas, todas, ésto se me ha ido de las manos. Miro dentro de la habitación del pequeñajo y los ojos se me salen de las órbitas: ¡por favor, si podrían estar jugando con tanto juguete por lo menos 25 niños durante varios días!
¿De verdad es necesario todo esto? estoy completamente segura que ni en su colegio hay tanto material: juegos simbólicos, plastilina, pinturas, rotuladores lavables, muñecos varios, coches, cacharritos, cuentos, libros con pegatinas,
pizarra, pelotas, puzzles....
Desde luego, no es necesario. Puedo asegurar que de tooooodo lo que tiene, nosotros le hemos comprado un tractor pala y varios cuentos.
De vez en cuando le he visto jugar con algo de lo que hay en sus cajones.
Afortunadamente, los niños son mucho más sensatos que nosotros, y para muestra un botón:
Éste es su juguete favorito: "La caña de pescar" -lo llama él.
Y es simple y llanamente, el cartón del rollo de la cocina con un cordón de zapato atado a él. Se puede tirar hoooooras pescando.

2 comentarios:

madre reciente dijo...

A todos nos pasa. Nosotros tenemos muchos más juguetes de los que debiéramos, y eso que desde hace eones no compramos pq el peque no les hace ni puñetero caso. Nunca hubo niño que pasara más de los juguetes.

Superwoman dijo...

¿No os da a vosotras también la sensación de que los juguetes de los niños se reproducen cuando no miramos? Por lo menos, mis hijos juegan con dos o tres de las cosas que tienen (el tren y los carros sobre todo).
Un supersaludo